El suelo radiante está constituido por una red de tuberías distribuidas bajo el pavimento. Por ellas circula agua, consiguiéndose en el ambiente una temperatura homogénea y confortable tanto en invierno, como en verano.

Su funcionamiento es fiable y está comprobado desde hace más de 40 años, sobre todo en países del norte y centro de Europa. Además, su ahorro es del 25 al 30% con respecto a otros sistemas de calefacción.

instalación suelo radiante

Así, podremos aumentar la temperatura de cada estancia, con el suelo como emisor de calor.

De esta forma, se consigue un control más preciso de la temperatura. Ya que conseguimos una optimización en la distribución de la temperatura en la estancia y un mayor ahorro.

Este método se caracteriza por una mayor eficiencia respecto a otros sistemas más tradicionales, puesto que no necesita temperaturas tan altas en calderas y para realizar la distribución.

A diferencia de los métodos tradicionales que sólo existen focos puntuales y necesitan entre 70 y 90 ºC, la temperatura necesaria para generar agua caliente está entre 35 y 40 ºC. Este ahorro energético es una de las ventajas que veremos más adelante.

¿Cómo funciona?

Al calentarse el suelo, calienta el aire que está en contacto con él y este asciende. Proporciona una sensación muy agradable al tener los pies siempre calientes y a mayor temperatura que la cabeza.

Este sistema se ha encontrado en antiguas viviendas del Imperio Romano y en las calles por donde hacían pasar agua caliente para atemperar la ciudad. En el exterior del edificio había un horno y los gases producidos se llevaban por canalizaciones situadas bajo el suelo de los locales.

En My Suelo Radiante podemos ayudarte con tu instalación y mantenimiento para tu suelo radiante. Somos Instaladores y tecnicos autorizados por la comunidad de Madrid y Castilla la Mancha a su servicio para dar la máxima calidad.

Abrir chat
¡Hola! ¿En qué podemos ayudarle?
BlogSuelo radiante¿Qué es el suelo radiante y comó funciona?